viernes, abril 07, 2006

Nuevo Reglamento de Estudios de Posgrado de la UNAM

Hace ya un buen tiempo me postulé y resulté elegido como representante de estudiantes del Doctorado en Ciencias Biomédicas. Fué toda una experiencia, es el único comité académico en la UNAM que se reune cada 15 días y a mi me tocaba asistir una vez al mes (el otro representante se suponía que debía asistir). Creo que fuí buen representante, defendí bien varios casos y además aprendí muchísimo de los otros miembros del comité que eran investigadores. Debido a lo frecuente de nuestras reuniones, teníamos identificadas una serie de debilidades en nuestras normas operativas y en el RGEP (Reglamento General de Estudios de Posgrado) así que cuando se convocó a elecciones para formar el Colegio Académico para la Reforma del RGEP decidimos postular un representante del posgrado para todos los lugares que se pudieran. Al final y en alianza con el posgrado en ciencias biológicas me coloqué yo como representante de estudiantes, nuestro coordonador como representante de coordinadores y la representante del IFC por los tutores de posgrado. Las sesiones fueron largas e intensas, me dí cuenta de la gran diversidad de condiciones y situaciones que se presentan en las decenas de posgrados que tiene la UNAM. Las comidas eran increíbes, compartí la mesa con grandes académicos en pláticas multidisciplinarias que me dejaban con un sentimiento de certeza con respecto a la grandeza de la UNAM. Al final logramos sacar el documento, (mi colaboración personal mas directa fué que moderé un poco el promedio requerido para ser representante de estudiantes en los podgrados escolarizados) que creo que imcorpora varios elementos que van a reafirmar a nuestro sistema de posgrado como el mas avanzado e importante del país. Por ejemplo: se potencia la multidisciplinariedad al incorporar las ORIENTACIONES INTERDISCIPLINARIAS DE POSGRADO que son subdivisiones que crean dos o mas programas diferentes en areas emergentes y traslapantes. También resolvimos algunos problemas con el concepto y la integración de los comités de tutoría.
El día de hoy el Consejo Universitario aprobó en lo general nuestro documento, solo se reservaron 8 artículos relacionados con la integración de los organos generales de representación y con la conformación de los jurados de examen. Ambos son temas sumamente sencillos de resolver y casi estoy seguro que con una buena explicación por parte del Director de la DGEP serán asunto resuelto.
En verdad siento satisfacción al pensar que por fín he dejado algo que va a perdurar en la UNAM y que he participado en su desarrollo y por lo tanto en el del país.
A continuación el texto del boletín oficial:

El Consejo Universitario (CU) de la UNAM aprobó hoy en lo general un nuevo Reglamento General de Estudios de Posgrado (RGEP), con lo que la institución avanza en su reforma académica.
Este cuerpo colegiado determinó, igualmente, que ocho artículos del RGEP sean revisados en lo particular por las instancias y comisiones respectivas.
Con la reforma aprobada, la UNAM fortalece la interdisciplina y la interacción entre los programas de posgrado que conforman su oferta académica y los que se ofrecen en otras instituciones nacionales y extranjeras.
El proyecto de reforma al RGEP, propuesto por el Colegio Académico –un cuerpo plural integrado para tal fin–, señala que se formulan mecanismos para crear orientaciones interdisciplinarias de posgrado, que permiten atender nuevos campos emergentes en la frontera de áreas disciplinarias.
Los planes de posgrado, argumenta, han sido conducidos por las facultades, escuelas, institutos y centros. Se integran los programas universitarios y dependencias de la UNAM, que cuentan con personal académico, así como las instituciones externas con las cuales se establezcan convenios. Así se amplía la participación académica de esta casa de estudios. Esto es particularmente importante en el marco de la creación de espacios comunes de educación y la formulación y operación de programas compartidos que promueve la Universidad, tanto en el ámbito nacional como internacional. Bajo la conducción de un comité académico, indica, los programas operan de manera colegiada, mediante la articulación de las entidades académicas, el sistema de tutoría y una estructura y funcionamiento flexibles, que permiten la apertura de nuevos campos de conocimiento. Se plantean, además, mecanismos para agilizar e incrementar la graduación, sin detrimento de la calidad formativa. La especialización no se reconocerá sólo con un diploma, sino se validará como posgrado. Agrega que se expedirá un certificado complementario al grado de especialista, maestro o doctor, mismo que proporcionará una descripción de la naturaleza, nivel, contexto, contenido y estatus de los estudios concluidos por el alumno, con lo que se facilita el reconocimiento académico y profesional. Este documento, apunta el nuevo Reglamento, utilizado ya en espacios comunes de educación superior en otras regiones del mundo, reconocerá de manera explícita las actividades llevadas a cabo por los estudiantes y, eventualmente, su revalidación en otros espacios educativos nacionales e internacionales. El RGEP reconoce que los posgrados pueden llevarse en las modalidades abierta, a distancia y presencial. Se incluye y fortalece la participación de entidades encargadas de la conducción de estas características. También se constituye un Consejo de Estudios de Posgrado, encargado de formular y proponer las políticas, los lineamientos generales y estrategias que fortalezcan la articulación y operación del Sistema de Estudios de Posgrado de la UNAM. En su conformación participan los diversos componentes del posgrado: autoridades, tutores y alumnos. El CU aprobó el RGEP con 98 votos a favor, tres en contra y una abstención. Los artículos que serán revisados se refieren a la conformación de cuerpos colegiados para garantizar una mayor representatividad y a los aspectos relacionados a la graduación en los grados de maestría y doctorado.
Publicar un comentario